30 septiembre 2018 por Ganaderia Online en Innovacíon Agropecuaria

¿Como las TICs van a cambiar el comercio agropecuario en los próximos 10 años ?

 

Las Tecnologías de la Información y Comunicación van abriendo el camino a un nuevo futuro para el comercio agropecuario, obligando a innovar en la manera de trabajar y creando nuevas oportunidades.

Sin embargo, seria peligroso comenzar a argumentar sin antes explicar en que consisten estas tecnologías. Por definición, las TICs son :

 

“Un conjunto de herramientas o recursos tecnológicos y comunicacionales que facilitan la emisión, acceso y tratamiento de información usando diferentes soportes (texto, audio, imágenes, etc..)”

 

Se dividen en dos partes, la “física”, lo que puede permitir de colectar y retransmitir información, y la digital, un software o una aplicación cuya misión es organizar, procesar y transformar estos datos colectados para dar un nuevo resultado.

Los celulares son un ejemplo perfecto de TiCs, ya que permiten colectar información (voz, imágenes, texto), procesarla y enviarla a otro dispositivo que retransmite el contenido.

 

Las Tecnologías de la Información y Comunicación implican una digitalización y por ende “inmaterialidad” de los datos, una interconexión que crea un intercambio entre dispositivos o software y conlleva innovación y automatización dentro del tratamiento de datos.

Bueno, ahora que hemos definido que son estas tecnologías, pasemos al punto siguiente :

¿Cómo la producción agropecuaria va a evolucionar y perfeccionarse con la ayuda de las TICs?

Primero que nada, el sector primario ya se ve afectado por la evolución de los medios de comunicación. Precisos ejemplos son como 15 años atrás, las estancias comunicaban con las oficinas a más de 500 kilómetros por radio.

Era una solución buena para la época, pero con muchas limitaciones (necesidad de que ambos el emisor y el receptor estén presentes en la misma frecuencia al mismo tiempo, existia la posibilidad de interceptar la información, la señal era alterable por diferentes cuestiones).

Hoy en 2018, gran parte del territorio nacional paraguayo tiene señal telefónica con 3G, permitiendo comunicar por voz, escrito o imagen a todo momento entre dos lugares con más de 1,000km de distancia, transfiriendo grandes cantidades de información en pocos segundos.

¡Ya lo damos por sentado, sin embargo, eran soluciones muy costosas o inexistentes 10 años atrás!

Otro ejemplo, el de los remates de ganado, donde años atrás todos los compradores tenían que asistir, y hoy en día gracias a la televisión, el streaming via internet y el teléfono, un ganadero en Loma Plata o incluso en Miami puede comprar un lote de ganado que se esta rematando en Mariano Roque Alonso.

Una vez más, en 2018 ya no nos sorprende, pero mirando el salto que se dio en tan poco tiempo, es una evolución importante en el trabajo.

¿Qué podemos esperar de la tecnología en los siguientes años?

Es interesante como el sector agropecuario evolucionó en sus métodos de producción, implementando trabajos de inseminación artificial, industrialización de la genética, “perfeccionamiento” genético bajo control humano, cálculos de eficiencia alimenticia, etc… pero aún no dio un salto igual de grande en materia de comercialización.

 

En 2018 los productores siguen a la merced de los intermediarios, que tienen sus bases de datos con contactos, y cuyo valor agregado es el de “certificar” la calidad, peso, genética y demás información sobre animales por ser vendidos, y respaldar financieramente las operaciones comerciales entre productores, con una importante comisión de por medio.

Sin embargo, la repartición del ato ganadero y la competitividad regional, incluso mundial en el mercado agropecuario ya no dan lugar a errores.

¿Porque optimizaría toda mi producción agropecuaria, buscaría buenos precios para balanceados y productos, sin hacer un trabajo similar en la venta y compra de los animales?

 

Al leer la pregunta nos parece lógico que el trabajo comercial es igual de importante, y fácilmente olvidamos como en realidad no le damos el foco necesario.

Con las olas de inversiones extranjeras que vive Paraguay en todos sus sectores y cada vez más actores entrando al rubro, la “información” producida en el sector es demasiado importante para ser manejada por intermediarios.

Tomemos un caso practico :

Soy un productor “A”, con un campo en Pilar, un lote de Ganado “X” y vendo mis animales via la intermediaria “Z”. Por lluvias y crecida del rio, tengo parte de mis animales que necesito vender porque no podré abastecerlos en comida como tendría que.

La intermediaria Z me ofrece un comprador en Caaguazu “B” y otro “C “en Loma Plata, ya que son los únicos que ella conoce que produce animales de mi misma raza, que hace un trabajo de engorde similar al mío y que tiene el espacio y capital para comprarme los animales.

El comprador B desiste y solo queda el C, en el Chaco. El sabe que es el único comprador y tiene poder por encima de A que necesita vender el lote X con urgencia, entonces negocia un precio favorable.

La intermediaria Z, en el medio de todo eso, no tiene gran aporte y espera su comisión.

 

No todos los casos son así, pero que pasa si las intermediarias “Y” y “X” tienen cada una compradores potenciales en Encarnación, Santa Rita, San Pedro, etc…? Nada, porque ellas no conocen al productor A que trabaja con la intermediaria Z, y ella no tiene ningún interés en compartir su información.

Si nuestro ganadero en Pilar tenia los datos de su lote visible de manera digital, tanto el productor B como el C podían encontrarlo sin la intermediaria Z, como así también los potenciales compradores de las rematadoras X y Y.

 

Para resolver problemas como este creamos nuestra plataforma Ganadería Online, donde los vendedores pueden publicar sus lotes a la venta con diferentes informaciones, permitiendo a los compradores filtrar sus búsquedas y encontrar el lote perfecto para ellos.

porque los que tienen que tener el poder de decidir de sus precios son los productores, no las intermediarias, el rol de ellas tiene que evolucionar al de acompañante en las operaciones de venta/compra, no tener el poder ejecutivo.

15 años atrás, este tipo de sistemas era impensable, porque no había suficiente tecnología “democratizada”, accesible a todos.

En 2018 podemos hacerlo, y es el primer cambio que va a ocurrir. 

(Descubra aquí nuestros nuestros productos de tecnología agro)

 

¿Cómo democratizamos la información?

 

Más arriba hablamos de los que son las Tecnologías de la Información y Comunicación, que pueden ser un programa de computadora, una pagina, como así también un dispositivo, un celular, un chip.

¿Que pasaria si unificabamos todo esto, creando una sola unidad de trabajo?¿Un conjunto de informaciones entrantes y salientes que funcionen juntas, tanto a la escala del ternero en el campo hasta el ato animal del Mercosur, pasando por los proveedores, los profesionales y la bascula de la estancia?

 

Suena algo descabellado.

Sin embargo, la tecnología actual y su evolución en los siguientes 2, 5, 10 años con la reducción del costo de producción de chips, la conectividad de los objetos (internet de las cosas, hablaremos de esto en una siguiente ocasión) y la automatización del tratamiento de información, acompañados por mejorías en la protección de datos y del consumidor hacen de este sueño una realidad más lejana nada más, casi palpable.

 

Nuestra meta en Ganaderia Online es usar en los próximos años toda la tecnología existente para empoderar a los productores del sector primario, traer trazabilidad y transparencia a la producción, reducir los costos innecesarios y optimizar las operaciones de venta y compra, y lo haremos de la siguiente manera.

 

AVISO : Esta parte de la nota es un plan a futuro sujeto a cambios dado el uso de tecnología existente y otras en desarrollo a nivel mundial. Usaremos principalmente como ejemplo a establecimientos ganaderos.

 

Hablamos más arriba de la necesidad de volver publica y transparente la producción agropecuaria para resolver los diferentes problemas en el sector agropecuario y optimizar los procesos de venta y compra. ¿Pero que implicaría hacer eso?

Gracias a la tecnología actual, la alta capacidad de las computadoras en procesar información y los avances hechos en materia de Inteligencia Artificial y Big Data, podemos hoy en día filtrar y organizar información mucho más compleja que antes. Ya no se trata de conectar un productor agropecuario de Neuland con otro de Coronel Oviedo usando criterios como “raza, tipo de producción, edad de los animales, trazado o no, etc…”, la calidad de la información podrá ser mucho más completa, ya que usaremos otras tecnologías para colectar datos dentro de las estancias pero también en toda la cadena de producción.

¿A que hacemos referencia cuando hablamos de cadena de producción?

Una cabeza de ganado implica la creación y mantenimiento de una estancia (vea nuestro anuncios de estancias aqui), el cultivo de pasto, vacunas, remedios, si fue inseminado el historial genético y el trabajo de veterinarios, guías exigidas por SENACSA, documentos para su trazabilidad y por ende exportación, personal que cuide de los animales, fletes, suplementación, agua, etc…

Cada una de estas partes representan toneladas de datos, que pueden ser tratadas, analizadas y optimizadas.

Hablamos mucho en esta nota de optimización por el solo motivo que en las siguientes décadas no tendremos mucha posibilidad de malgastar recursos y superficie a la hora de producir alimentos, dado el incremento en populación, los cambios climáticos, etc… Por ende cada etapa del proceso tiene su importancia y puede ser mejorada, pero para lograrlo se necesita suficiente información al respecto.

Desde Ganaderia Online vemos la importancia de desarrollar tecnología en dispositivos y softwares para realizar un seguimiento de la cadena de producción.

La primera etapa consiste en seguir desarrollando la plataforma más completa posible, tanto para el ganadero como para el proveedor de insumos, el veterinario y los demás actores que entran en la cadena. Gracias a esto, cada establecimiento podrá tener centralizada sus informaciones de venta y compra, sus costos y ganancias y como, trabajando con otro profesional, modificando los insumos, etc.. podrá seguir mejorando su rendimiento.

La etapa dos consiste en realizar un trabajo interno dentro del establecimiento, en el cual usaremos dispositivos conectados y un software para el manejo del campo. La idea es digitalizar el perfil de cada animal, gracias a un chip que puede estar dentro de la caravana, bajo la piel, un bolo intrarruminal, etc.. (esta tecnología puede desarrollarse en Paraguay o usar empresas internacionales que ya las van creando).

Este tipo de procesos no es nada nuevo ya que en países desarrollados llevan 10 años haciéndolo en establecimientos importantes. Sin embargo, el desafío es no solamente hacerla más alcanzable a los productores en términos financieros , sino que también implementar tecnología en el campo, para cada uno de los lotes, las basculas, los bebederos y los comederos, para poder rastrear cada animal, entender sus costumbres y detectar anomalías (menos desplazamientos y tiempo pasado cerca de los puntos de alimentación pueden ser indicadores). También, los proveedores estarían “sincronizados” con la estancia, teniendo en formato digital el uso de cada uno de los insumos adquiridos, a que sirvieron, donde fueron plantados en caso de semillas o cada suplemento a donde fue.

Este “tracking” puede ser realizado usando códigos de trazabilidad en las bolsas de suplementación por ejemplo y una aplicación en un celular; lo esencial es que la plataforma de gestión tenga todas las herramientas necesarias para captar los datos y agregarlos al sistema.

Gracias a esto, alcanzaremos crear un perfil por animal, conteniendo cada información sobre su vida en la estancia, que vacunas recibió en que fecha de quien, que balanceado comió de que proveedor, que pasturas estaban en los campos donde hizo su engorde, y a quienes fueron compradas las vacunas, y mucho más : análisis comparativo de un animal a otro sobre su evolución de peso según parcelas, cantidad de kilómetros caminados al día, alimentación, etc…

Sera una revolución en términos de trazabilidad alimenticia.

La etapa tres consiste en, una vez estos sistemas suficientemente democratizados, centralizar la información en una sola plataforma. Usando todos estos datos captados por animal y por establecimiento, los procesos de venta y compra de animales podrán ser mucho más precisos y transparentes, y ya no hablamos únicamente a escala país, sino que el intercambio genético puede hacerse a nivel mundial, redistribuyendo las cartas entre actores del rubro y aportando un mejoramiento drástico en la producción animal. Cada ganadero podrá saber, según las recomendaciones recibidas por el software, que lote le conviene comprar, que suplementación usar, etc.. basándose en casos de éxito en otros establecimientos con condiciones de producción similar en términos financieros, climáticos, etc…

Nuevos actores podrán entrar en juego, como instituciones financieras, y la carga de trabajo de parte de los ganaderos con SENACSA se aliviaría drásticamente, ya que ellos también estarían conectados al sistema como simples supervisores.

 

Este es el futuro de la ganadería que estamos creando desde Ganadería Online.

Más que un sueño, es una realidad que se va formando, y que por lo que incumbe tardara años en realizarse por cuestiones tecnológicas y culturales, pero desde la empresa nos comprometemos en hacer lo necesario para lograrlo.

Entonces, ¿Qué esperas para unirte al futuro de la ganadería?

 

Inscribite al sitio y empeza a vender tus insumos agropecuarios, comprar ganado o ofrecer tus servicios profesionales en www.ganaderiaonline.com, el primer mercado agropecuario del Mercosur.

 

¿Desea vender sus productos de tecnologia en Ganaderia Online? Contactenos aqui

 

Reciba las mejores ofertas

Guarde contacto con Ganaderia Online y lo mantendremos informado de los mejores anuncios